Lesiones deportivas: tendinitis

Por mi experiencia en el mundillo de las pesas y el deporte en general, he visto muchas veces a personas que entrenan aún teniendo diferentes lesiones, como tendinitis, contracturas, fisuras en huesos… por eso creo que es importante concienciarse de cada una de estas lesiones, saber qué son, como prevenirlas, tratarlas y saber si padeciéndolas podamos entrenar y de qué forma. En este artículo vamos a tratar qué es la tendinitis, su tratamiento y prevención.

¿Qué es la tendinitis?

Realmente la tendinitis, al igual que cualquier lesión, no tiene porque estar vinculada al deporte. Puedes sufrir de tendinitis por cualquier otro motivo, pero generalmente es porque alguno de tus tendones está soportando una carga de trabajo muy alta y esto generalmente ocurre cuando practicamos deporte.

Sobre todo la tendinitis se da cuando practicamos un ejercicio de forma repetitiva durante un período de tiempo. El tendón más afectado históricamente por tendinitis es el tendón de Aquiles en los atletas, ya que continuamente se somete a presión en cada paso que dan cuando corren.

¿Por qué se produce la tendinitis?

Simplemente la tendinitis se produce cuando realizamos un movimiento de forma repetitiva durante un largo período de tiempo o un período más corto soportando peso y lo hacemos con una mala postura.

La tendinitis no es más que la inflamación de un tendón, lo cual produce dolor en la zona afectada.

La tendinitis no es más que la inflamación de un tendón, lo cual produce dolor en la zona afectada.

Prevención de la tendinitis

Para prevenir la tendinitis es fundamental realizar cualquier ejercicio de forma correcta y con la postura adecuada. Existen muchas personas que no tienen una técnica correcta a la hora de correr por ejemplo, y la mayoría de estas a lo largo de sus vidas habrán sufrido tendinitis en el tendón de Aquiles.

Si aún así se sufre de tendinitis en el caso del tendón de Aquiles puede ser que se necesiten plantillas para caminar y correr.

Otra buena forma de prevenir la tendinitis y casi cualquier lesión es un buen calentamiento que prepare nuestro cuerpo para el ejercicio físico intenso.

¿Cómo tratar la tendinitis?

Lo primero para tratar la tendinitis es tener un diagnóstico, para lo cual debemos acudir a nuestro médico o fisioterapeuta y que nos examine la zona afectada.

Básicamente la tendinitis se trata con reposo, salvo casos más graves en los que haya que tratarla con corticoides o en un caso extremo llegando a operar la zona afectada, pero para la mayoría de nosotros se tratará con reposo hasta que pase el dolor y después habrá que empezar a realizar el ejercicio poco a poco.


Entérate de todas nuestras publicaciones

¿Qué te ha parecido este artículo? Si te ha gustado y quieres mantenerte al día con los últimos consejos deportivos, artículos sobre nutrición y dietas puedes suscribirte por correo electrónico a nuestras publicaciones:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

X
Síguenos en las redes sociales

Twitter

Facebook